Crispación radical tras reunión entre Macri y cúpula porteña de la UCR

miércoles, 22 de agosto de 2012

El dirigente radical porteño Diego Barovero formuló duras críticas a la conducción de la UCR del distrito que de manera inconsulta se reunió con el Jefe de Gobierno Mauricio Macri en el Palacio Municipal. " “No tiene sentido encarar ningún diálogo formal entre la UCR y el PRO de partido a partido, ya que el propio Macri auspicia el desguace del radicalismo", advirtió Barovero. Además, el dirigente Marcelo Montero, afín al kirchnerismo, recordó: "Hace un tiempo el Comité Federal de la UCR dio libertad de acción a los distritos".

Lo cierto es que el propio Comité de la UCR de la Ciudad difundió un comunicado oficial anunciando que en la tarde del martes 21 la delegación oficial del radicalismo integrada por el vicepresidente 2° a cargo Rubén Gabriele, el secretario general Emiliano Yacobitti, los legisladores porteños Claudio Presman y Rubén Campos, el jefe del bloque de diputados nacionales Ricardo Gil Lavedra y el ex intendente Facundo Suárez Lastra se reunió en la sede de Bolívar 1 con Mauricio Macri, la vicejefa María Eugenia Vidal, el jefe de gabinete Horacio Rodríguez Larreta, el operador Emilio Monzó y los diputados nacionales Gabriela Micchetti y Federico Pinedo.

La noticia cayó como una bomba en ámbitos partidarios en momentos en que hay tensión interna entre quienes trabajan en el fortalecimiento del perfil del radicalismo para fomentar alianzas programáticas con fuerzas progresistas ideológicamente afines y los sectores que con la excusa de enfrentar al kirchnerismo con posibilidades de éxito auspician acuerdos con el macrismo, el peronismo disidente y otras fuerzas de cuño conservador.

Diego Barovero, convencional nacional por la Capital, fue categórico en su rechazo a la movida: “lamentamos la actitud de algunos correligionarios que en una actitud solapada e inconsulta pretenden llevar a la UCR a alianzas ideológicas contra natura bajo la apariencia de un diálogo institucional que no existe, porque Macri no dialoga con ninguna de las fuerzas políticas opositoras con representación en la Legislatura. Ni siquiera buscaron una buena excusa para ir en peregrinación a chuparle las medias a un gobierno ineficaz y deficiente, que no es capaz de garantizar a la ciudadanía porteña los más elementales derechos a la educación, la salud, la seguridad y que asume voluntariamente el rol de víctima frente al gobierno nacional para ocultar su propia incapacidad”, aseguró.

Barovero sostuvo que “No tiene sentido encarar ningún diálogo formal entre la UCR y el PRO de partido a partido, ya que el propio Macri auspicia el desguace del radicalismo mediante la utilización de prebendas para captar dirigentes barriales de base, que liderados por el ex ministro sushi Andrés Delich, ya se presentaron públicamente como PROA en una cena en el restaurante Lalín”.

Por otra parte Barovero afirmó: “no sorprende que Ricardo Gil Lavedra promueva y participe de este tipo de reuniones ya que desde que conduce el bloque de la UCR en la Cámara de Diputados hace seguidismo de Patricia Bullrich, el PRO y el peronismo disidente”.

Finalmente manifestó: “ha quedado al desnudo la intención de los responsables del fracaso del radicalismo de la ciudad de Buenos Aires en los últimos años,de llevarlo a sucesivas derrotas para luego bajarle el precio en una vil negociación entre tahúres” y reclamó que “las autoridades del radicalismo porteño se vayan ya y se convoque de inmediato a elecciones internas para que quienes auspician el apoyo a Macri disputen el liderazgo del partido con quienes afirmamos la necesidad de preservar la identidad histórica y doctrinaria de la UCR”.

Anti Macri

Por su parte, en medio de la polémica en donde la cúpula de la UCR porteña se reunió con el alcalde Mauricio Macri y lo respaldó en distintas temáticas, el ex vicepresidente de la UCR Capital, Marcelo Montero, sostuvo que “nuestro espacio apoyará a los candidatos que se identifiquen con la presidenta Cristina F. de Kirchner. A nosotros eso es lo que nos representa y por eso venimos coordinado acciones con el ministro de Planificación, Julio De Vido”.

“La verdad que quien quiera ir con Macri que lo hagan, estamos en democracia, pero nosotros somos progresistas y adherimos al proyecto nacional, popular y democrático que lidera Cristina”, dijo Montero, y luego sostuvo que “hace un tiempo el Comité Federal de la UCR dio libertad de acción a los distritos, así que en función de eso nosotros somos tan radicales como cualquier otro, e incluso para nuestra forma de entender la doctrina radical consideramos que este modelo es el que más se acerca”.

Montero sostuvo que “en algún tiempo nos reuniremos con el ministro De Vido, y si es posible pediremos una audiencia con la Presidenta para manifestarle nuestro apoyo”.



Fuente: ImpulsoBaires

1 comentarios:

pato dijo...

los radicales etan de liquidacion, ahora compran los globos amarillos de macri, pobre gente.